No te hace daño quien quiere, solo te hace daño alguien en quien confiaste a ciegas y te rompe el corazon